miércoles, 10 de abril de 2013

El Chaltén, andar, mirar, sentir...


el juego es estar ahí andando y andando, y en algún momento









 uno está fotografiando, se da vuelta y ahí está

el Chaltén, montaña que humea en tehuelche, luego llamado Fitz Roy por decisión del perito Moreno


o va en el sendero que se adentrará en el bosque de lengas, verdes, ocres y rojas a esta altura del año, levanta la vista y lo ve


el Solo, primero a la izquierda

8 comentarios:

josep dijo...

Una magnífica série fotográfica.
Realmente impresionante la silueta del Chalten.
Un abrazo

Jesus dijo...

esas caminatas han tenido doble beneficio, para tu forma fisica y para los que disfrutamos de las fotos que has realizado

Luis Felipe García Bergara dijo...

Muy bonitas vistas y acertadas composiciones. Una pena no haber podido ir.

Daniel Rodriguez dijo...

Mágica Josep, ese cerro no como cualquier otro. Para los tehuelches era lugar sagrado

Daniel Rodriguez dijo...

Mi estado físico aun me permite hacer esas cosas. El crecimiento es espiritual y tiene que ver con alcanzar los límites. Las fotografías están entre esos límites...

Daniel Rodriguez dijo...

Hola Luis, tené presente que a El Chaltén fui solo. El paisanaje pentaxero estuvo en El Calafate y en Chile.
Ahora viene lo de Salta
un abrazo

Laura Rivera dijo...

Qué gratificantes caminatas, Dano! todo un lujo para los sentidos!
Un beso

Daniel Rodriguez dijo...

Tu lo has dicho querida Lau, es todo sentir.
También al fin de la jornada sentís el peso de la exigencia.
cariños